Las Nuevas Medicinas de Irán

En vista de la visita del presidente de Irán, se me prendió el bombillo – de los de bajo consumo porque yo ahorro electricidad – y se me ocurrió que podríamos producir junto a la eh… “harrmana rebública” medicamentos que ayuden a mi comandante presidente y a sus funcionarios a mantenerse en el poder. Porque vamos a estar claros, con bicicletas no creo que lleguemos muy lejos:
AÑADIRÁN®: en tabletas de 50mg, es la medicina indicada para organismos que necesitan aumentar sus cifras artificialmente. Ideal para quienes trabajan en encuestadoras del gobierno, en el Instituto Nacional de Estadísticas, en la Gran Misión Vivienda o con el ministro Giordani.
REDUCIRÁN®: también en tabletas de 50mg, produce el efecto contrario al Añadirán® por lo que se recomienda para bajar con la cara más dura cifras que dejen mal parado al gobierno como los índices de pobreza, inflación y el número de visitantes a la Morgue de Bello Monte.
APLAUDIRÁN®: en jarabe o grageas, proporciona horas y horas de fuerza adicional en brazos y manos para aguantar un Aló Presidente de esos que no terminan nunca. Funciona con chistes buenos y malos, números musicales y entrega de casas a medio construir.
DESMENTIRÁN®: en ampollas de 5ml, este poderoso suero aumenta los niveles de descaro por más de 72 horas. Úselo después de una metida de pata televisada y podrá desmentir lo que dijo por más de tres días, tiempo suficiente para que en twitter ya no se hable de usted sino de Alicia Machado.
FINGIRÁN®: en cápsulas o en botellas de 2 litros, este medicamento actúa sobre los centros nerviosos del cerebro inhibiendo cualquier cosa que sea verdad. Indicado para ministros del interior y justicia, penitenciaría, rectores del CNE, diputados del PSUV, gobernadores de Anzoátegui y portavoces de PDVSA. Pruebas exitosas de laboratorio en José Vicente Rangel  garantizan su eficacia.
HUIRÁN®: en gotas o por chorros, este compuesto elimina el culillo en un 95%. Si las cosas no salen como lo planea Fidel, debe consumirse la noche del 7 de octubre para no dudar en escapar o esconderse debajo de las piedras o hasta en cloacas como Gaddafi.
IMPEDIRÁN®: este medicamento jamás debería llegar a manos de la oposición. Su uso en aeropuertos, fronteras, a la entrada de las embajadas cubana, boliviana o nicaragüense e incluso en cloacas, sería catastrófico para funcionarios del gobierno y cualquiera que se haya hecho millonario en estos 12 años. Y por el número creo que Hidrocapital va a colapsar…
@CaperucitaRR

Deja un comentario. Insultos violentos y groserías serán editadas.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s